Austria

Fuente: IPE.com
Autor: Bárbara Ottawa
Fecha: 22/11/2007

Subir la pensión mínima del Estado y decirles a los votantes que un aumento en la edad de jubilación "no es necesario", no ayuda a desarrollar la provisión de jubilación del segundo pilar, dijo Peter Prandstatter, director general de Benefit Consulting.

La semana pasada, el gobierno Austríaco acordó subir la pensión estatal en 2,9%, lo que es bastante más que la tasa de inflación del precio al consumidor de 1,7%.

Los expertos en pensiones hicieron notar que el aumento no sería sustentable en el largo plazo, pero el Ministro de Finanzas, Wilhelm Molterer dijo que la decisión se había tomado con sentido de proporción y que era socialmente justo.

"Que los políticos digan que pensiones más altas se pueden costear o que un aumento en la edad de jubilación no es necesario no ayuda a aumentar el conocimiento de las pensiones ocupacionales", explicó Prandstatter.

"Aún si los activos de los fondos de pensiones Austríacos aumentasen diez veces, Austria todavía estaría justo debajo del promedio de la UE con respecto a pensiones del segundo pilar. Tenemos mucho camino que recuperar", comentó el Jefe de la Consultoría.

Es principalmente en las empresas pequeñas y medianas que constituyen el 90 - 95% de los negocios austríacos donde las pensiones del segundo pilar aún tienen que arraigarse.

Sin embargo, comenta Prandstatter, se están cambiando las percepciones y la previsión de una pensión ocupacional está convirtiéndose en un factor importante en la competitividad de los negocios.

"La presión viene de los empleados", agregó.

Para fortalecer el sector, a Prandstatter le gustaría ver una armonización de la ley de pensiones ocupacionales, la ley laboral y las leyes tributarias.

"A veces tenemos que decirles a nuestro clientes que cierta solución sería factible bajo una ley, pero no bajo la otra", explicó.

Un requerimiento frecuente de los clientes es que se haga más factible para gerentes "senior" colocar una parte de su sueldo en un fondo de pensiones, haciendo que los aportes sean deducibles de los impuestos.

El gobierno ha reiterado recientemente sus planes para aumentar el número de empleados que reciben una participación en las ganancias de la empresa como parte de su sueldo.

Nota del Editor: Sistema de Seguro Social del cual la persona asegurada contribuye el 10.25% de los ingresos.